viernes, 7 de abril de 2017

Hannah al extremo


Los niños nos enseñan lo más vital de la vida y también lo vulnerable que es el ser humano.
 
Acciones como gatear, caminar, comer, aplaudir, atrapar los objetos, y una infinidad que para los adultos pueden ser tan básicas, los niños nos demuestran lo importante que son y lo que cuesta aprenderlas.


Cuando eres padre los hijos te abren el panorama, la visión, misión y objetivos en la vida. Aprendemos el valor de las pequeñas cosas a las que no les dábamos importancia porque siempre las hemos tenido, volvemos a ser perceptivos, buscamos la manera de ser más prácticos, ajustamos los horarios para administrar bien el tiempo y priorizar qué es lo más importante.


Ser responsable de un niño o niña no es algo sencillo, pues del adulto depende la vida de un pequeño ser que está expuesto a cualquier riesgo.
 
La angustia de no saber qué tienen cuando lloran, estar al pendiente de su respiración, procurar que estén cómodos, vigilar que no se lastime, que no esté cerca de objetos que lo puedan dañar, en fin, tal vez hay papás que se vuelven paranoicos porque no desean que le pase nada malo a sus hijos. Perotambién hay que dejarlos experimentar, claro hay grados, tampoco se trata de exponerlos.
 
 
El diseñador irlandés Stephen Crowley ha expuesto a su hija Hannah a situaciones peligrosas que generan angustia a cualquier padre.
 
 
Una galería de fotos manipuladas que ha compartido en Reddit y ha dado la vuelta al mundo. Su hija Hannah posa en situaciones algo embarazosas que provocan agobio a quienes las contemplan. La idea era jugar con el límite de la percepción del peligro; más estimulada en aquellos que tienen hijos.
 
 
Hannah, padece de linfohistiocitosis hemofagocítica, una enfermedad rara de pronóstico grave. Tras largas sesiones de quimioterapia y un trasplante de médula anónimo la salud de Hannah ha mejorado.
 
 
Esta angustia vital, la preocupación por la salud de su hija ha inspirado a Crowley para crear esta maravillosa serie fotográfica perturbadora, pero  al mismo tiempo inspiradora, y que pretende concienciar a la gente para que se convierta en donante de médula. El trabajo lo realizó inicialmente para bromear con miembros de su familia y amigos y así sobrellevar la enfermedad de Hannah, pero ahora que las comparte en las redes se convirtieron en una buena manera de difundir la donación de médula.

No hay comentarios:

Publicar un comentario